12/7/14

NO HAY BIZCOCHOS

Se acabaron los bizcochos durante un tiempo.
Tengo miedo un miedo que no se puede medir .
Un miedo interminable, a lo desconocido, a la enfermedad.
En dos años en mi casa hemos pasado por situaciones para nosotros infernales, mi enfermedad y la enfermedad de mi hija.
Hemos tenido miedo. Yo he tenido miedo.
Y ahora... seguimos luchando por Anna...Pero a lo lejos se ve otro miedo.
Mi hermano gracias a la crisis del 1er mundo marchó a Africa, la hizo su casa, le trataron como en su casa, le hicieron de allí.
Creó una nueva familia, hermosa , pura, fuerte .
Intentó rehacerse de todo lo que había sufrido en este país y ahora???
Ahora tenemos miedo existe el EBOLA, una enfermedad incurable que se propaga como la espuma.
No hay solución para ella.
Tengo miedo, no lo veo pero lo siento.
Cada día intento comunicarme con él.
Es difícil parace mentira que en 2014 sea difícil.
Es temporada de lluvias y no hay comunicación telefónica la mayoría del día.
Tengo miedo la frontera con Libia está cerca y el Ebola correo como los leones de su tierra de adopción.
Nadie habla aquí de esa enfermedad.
Aquí nos estamos preocupando de nuestros políticos, de cuanto dinero se llevan.
Nos preocupamos, me preocupo de conservar mi trabajo día a día pero ellos se preocupan de sobrevivir.
No pueden velar a sus muertos.
Tienen que ir cubiertos con trajes especiales que solo tienen los médicos.
Mi sobrina de 3 años no sale de casa porque sus padres están aterrados.
Es un valiente siempre me protegió de pequeña de las regañinas de mamá y ahora yo no lo puedo proteger. Ahora que ya soy adulta, madura no puedo hacer nada por él.
Está lejos en Sierra Leone, lejos de lo que llamamos la civilización pero allí consiguió lo que aquí le quitaron.
Tete esquibaremos esa mierda, la esquibaras y volverás de nuevo a rugir como tus leones.
Esa mierda pasará.

1 comentario:

Montse dijo...

Espero pronto nos vuelvas a deleitar con uno de esos bizcochos que te caracterizan. Deseo pase pronto ese brote y no afecte a tu familia, realmente que sufrimiento y no me puedo poner en tu piel por la dureza del asunto. Espero acabe pronto, un besazo, un saludo y todo mi apoyo Regi. Eres una valiente, increible!!